El País

El estudio que incluyó a los tres rubros de mayor preferencia del público en esa fecha, señala que la vestimenta masculina registró una disminución de ventas de 12,2%. También hubo una caída de 5,3% en el rubro calzado, mientras que la demanda de electrodomésticos creció 2,3%.

Según el estudio, “en algunas empresas en particular y dependiendo de los rubros considerados, la caída fue más importante, lo cual demuestra una vez más el debilitamiento que se ha venido registrando en los últimos meses en la actividad comercial”.

En el caso de la vestimenta, la evolución de las ventas confirmó “el comportamiento negativo” que se mantiene período tras período en este rubro. La reducción en las ventas fue general, tanto en los shoppings como en los distintos puntos comerciales más importantes de la ciudad.

Por otra parte, algunos empresarios coincidieron en que la celebración del Mundial de fútbol generó un “efecto negativo” en la actividad comercial y restó días de venta, debido a que los horarios de los partidos coincidían en su mayoría con los de la actividad comercial.

La disputa del torneo también pudo haber tenido “cierta incidencia positiva” en algunas ventas de artículos de audio, imagen y sonido, aunque algunos comerciantes expresaron que las operaciones registradas antes y durante el mundial “compitieron” con las ventas para el Día del Padre y “le restaron importancia”.

En general, la gremial considera que las expectativas previas “que daban cuenta de un panorama más complejo” para el año fueron confirmadas.

Fuente: El País